Todo esto pasará

Estos días estoy viendo en las redes a mucha gente que aprovecha para pintar, escribir poesía, meditar, hacer yoga, ejercicio... evidentemente, más de lo normal. Y es positivo. Lo que hace un poco de pena es que nos tengamos que ver en situaciones de esta índole para darnos cuenta de lo importante que es dedicar parte de nuestro tiempo a lo que nos apasiona.

¿Lo hacemos por hacer, por aburrimiento? ¿Porque ahora es necesario? ¿Porque nos gusta? Y ¿Cómo te sientes cuando lo haces?

Sea por lo que sea, lo importante es que lo hacemos. La pregunta crucial es si lo conseguiremos mantener una vez acabe todo esto. ¿Seguiremos con nuestras pasiones, o lo olvidaremos para caer en nuestras viejas rutinas? Ahora estamos en un momento muy especial donde podemos mirar de cambiar algunos hábitos. Ir más allá de la mera actividad para llenar vacíos que nos deja esta situación.

Por eso, es necesario pensar, ahora que tenemos más tiempo, cómo queremos vivir cuando esto pase. Y es importante, pensarlo ahora, porque es ahora cuando lo estamos pasando; y son en estos momentos que vemos la necesidad de hacer tal o cual cosa. No solo qué queremos hacer o cómo queremos vivir, sino también, cómo vamos a hacerlo. Planificar nuestro día a día, nuestra semana, para así poder ir instaurando lo que aporta sentido a nuestra vida. 

Mientras pasamos esta experiencia, sentimos que nuestra vida hasta ahora, ¿tenía el sentido que merecía? ¿Le podemos dar más valor? Desde este espacio, continuo apoyando la firme convicción de la importancia de viajar. De buscar experiencias que nos enseñen sobre nosotros mismos. De momentos, de personas, lejos de casa, que nos muestren cosas que nos sorprendan, que nos emocionen y que continuen transformando nuestra vida; en positivo. Por esta razón continuo pensando en la importancia de mantener los proyectos de viajes. Esperemos que todo esto acabe pronto, y podamos salir y disfrutar, con mayor consciencia, de todo nuestro entorno, de nuestro mundo. 

Así que ahora, nos ponemos manos a la obra. A soñar, pensar, diseñar, crear y planificar. A darle tiempo y protagonismo a lo que nos gusta y nos hace vibrar. Puede, incluso, que consigamos que todo esto sea una futura fuente de ingresos, quien sabe. No apartemos esta idea de la cabeza, porque la vida es muy caprichosa y nunca se sabe por dónde va a salir. Aprovechemos el tiempo de verdad.

www.edgartarres.com


Comentaris

Entrades populars d'aquest blog

Programa Life Reset Ecoresort Cerdanya

Casa Romualdo en la Ribeira Sacra